Entradas

LA HABITACION INFANTIL I

Hay muchas cosas que por mucho
que hayas hecho no sabes lo que realmente se siente hasta que no te toca
vivirlo. De todas las habitaciones de un hogar, la infantil es la primera, la
más importante. 

En la decoración de la casa ponemos toda nuestra ilusión pero
la habitación de nuestro bebé es algo que una futura mamá va a controlar
hasta el más mínimo detalle. Como decía mi matrona, somos como leonas
preparando la madrigera, sobretodo las últimas semanas cuando nos ponemos a
limpiar como sí la casa no hubiera visto un trapo en la vida. Pero bueno, estaréis
diciendo que qué hago yo hablando de matronas, en vez de hablar de muebles, al
grano entonces.
Partiremos de las necesidades
para nuestro futuro bebe:
 Cuna, cambiador, armario. 

En base a esto desarrollaremos todo
lo demás.
Nuestra futura habitación
infantil puede que sea ser una conejera  -como la mía- o un salón de baile donde podremos poner hasta
un balancín de madera si nos apetece pero estas serán las necesidades comunes
para todas.

LA CUNA ,  lo primordial es que respete las medidas de
seguridad como la distancia entre barrotes. Hoy en día todas las cunas que hay
en el mercado las cumplen.
Otra característica
será la posibilidad de que podamos ir regulando en altura el somier a medida
que nuestro bebé va creciendo. Algunas ofrecen la opción de que uno de los
lados se pueda abatir hacia abajo para poder acceder mejor al interior de la
misma.

trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé
Las medidas de
los colchones suelen oscilar en entre 120×60 80×130 y 70×140, la medida total
de la cuna siempre será algo superior.
En lo que al
diseño se refiere hay tanto en el mercado que te puedes marear, yo he
seleccionado algunas que me han enamorado para vosotros.
De Jocelyn Costis en madera, perfecta para crear un ambiente de estilo nórdico.
trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé
En otro línea completamente diferente de Belén Almodóvar.
trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé
De líneas más
rectas.
trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé
O esta low cost y con cajones de Ikea.
trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé
Dentro de las
cunas tenemos también algunas variaciones, como la cuna sidecar muy práctica para
espacios pequeños y para practicar colecho de forma más cómoda
. Queda a la altura de la cama y te permite acceder a ella cómodamente, unificando los espacios de la cama y la cuna.
Por ejemplo
una de Monens.

trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé
De Babybay.
trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé
La cuna
convertible
es otra opción, la misma palabra lo dice. Partiremos de una cuna con cambiador
incorporado
. Una vez que ya no sea necesaria la cuna la convertiremos en una
cama nido
(también se puede sustituir por cajones), una práctica mesa de
estudio que generalmente lleva un estante o una mesita, eso depende de los
modelos. Son muy prácticas sobretodo mirando al futuro, ya que te permitirán
pasar de la habitación del bebé a una infantil con un simple gesto, o varios, gestos, digo.
De JJP, con mesa de estudio.

trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé

O con otro diseño de BM.

trucos para decorar y amueblar la habitación del bebé

Creo que por
hoy ya os he soltado suficiente información para que empecéis a haceros una
idea de la habitación que queréis para vuestro bebé.
Si tenéis
alguna duda con la distribución, los modelos, calidades… no dudéis en poneros
en contacto conmigo.
El próximo día
continuaremos con el resto de las partes que harán de nuestro futuro cuarto el
lugar perfecto ellos.
Esta es la primera de una serie de post en los que os doy toda la información para crear vuestro dormitorio infantil, consejos, guías de compra, estilos….

UNA MESA DEL PASADO

Esta es una pequeña muestra de como lo que compras un día para salir del paso se puede convertir en algo pasable, personalizado a nuestro gusto e integrado dentro de la decoración de nuestra casa.
Necesitaba una mesa de estudio, sin querer gastar mucho dinero me decidí por esta de Indufex, del modelo Marina, sin tenerlo todavía muy claro le vi otras posibilidades, en pino macizo sabía que podía aceptar cualquier acabado. La compré hace años pero si mal no recuerdo me vino a costar unos 145€.

Es importante no tenerle miedo a experimentar con este tipo de cosas.Para mi lo más engorroso es lijar, sobretodo por el polvo que se hace, en realidad no queremos quitar lo que hay debajo, únicamente lijarlo un poco para que la pintura nueva agarre mejor.
En un principio la laqué en blanco y le cambié los tiradores, así estuvo mucho tiempo (la foto que tenía preparada para enseñaros la he perdido cuando ya había empezado con el decoupage, así que no puedo mostraros la mesa con un simple lacado). Ahora por fin me he decidido por darle otro toque. Con unos papeles de decoupage y un poco de betún de judea este es el resultado.

RECICLANDO UN POCO

En este post toca hacer un pequeño mix. Os presento una de nuestras joyas, de esas que encuentras en una tienda de cosas viejas y en cuanto lo ves sabes exactamente que va ha ser.
En casa somos bastante aficcionadillos a visitar esos negocios dónde encuentras de todo y además con unos cuantos años de uso. Desde luego que no todo es aprovechable, ni de lejos, también hay mucha gente que hoy en día necesita tirar de este tipo de sitios para poder hacer de su casa un hogar habitable.
En aquellos tiempos andábamos buscando un mueble para poner debajo de la tele, teníamos un motón de ideas y muy claro lo que NO queríamos, el típico mueble apilable con más o menos diseño y que para mí es más de lo mismo, sobretodo porque es lo que más he vendido; de todas formas si reservaré un post para este tipo de mueble y su gran público.
El caso es que mi chico encontró ésto.
RECICLANDO UN POCO

La foto es bastante mala, sacada con un móvil de esos que ya ha perdido su generación. Qués, pues la parte de arriba de un aparador, de roble y con las medidas perfectas para nuestro espacio.
La parte siguente es el reciclado. Salvo los herrajes en dorado que estaban un poco feos el resto estaba en perfecto estado, bueno sucio, pero la suciedad es lo más sencillo de solucionar.
Los herrajes los limpié con un producto especial para metales.
Quisimos aprovechar las sobras que teníamos de cuando lacamos las puertas de casa, así pues la decisión fue sencilla, exterior lacado en blanco roto y el interior en naranja para coordinarlo con nuestro super sofá naranja, del cual algún día os contaré la historia.
Nosotros lo llevamos a lacar porque el primo de José es barnizador. Si quieres hacerlo tú en casa hay unos rodillos para ello, no dejan el mismo efecto que la pistola pero a penas hay diferencia.
No se aprecia mucho en la foto pero en la parte de atrás hay un espejo hace añossssssss era muy típico los muebles aparador con espejo.

RECICLANDO UN POCO

Dado que no tenía sentido conservarlo lo sustituimos por una tela que tenía yo preparada para otros menesteres que os contaré en el siguiente post.
El resultado final es, que por un módico precio tienes un bonito mueble reciclado en casa.

Mueble: 100€
Laca: 40€
Rodillo: 6€

RECICLANDO UN POCO

RECICLANDO UN POCO

MI TABLA DE LAVAR

Y aquí sigo yo trasteando con mis aperos de pajar.
Estaba yo con ello en mente y me decidí a coger aquella bonita estantería que tenía echado el ojo, esperándome en el pajar Así pues le pedí a mi suegro que me bajase la bonita estantería ya que mis torpes piernas es mejor que no se metan en ciertos sitios de difícil acceso, y el allá que va, volviendo de manos vacías. «Que no hay nada, he estado mirando en las cosas que separamos y allí no hay ninguna estantería» y yo «Sí, sí grandota con esta forma» «Voy a mirar otra vez» Al de un rato vuelve una vez más. «Qué no, está el cuco, la tabla de lavar, la radio… pero nada de estanterías» Yo insisto, porque tiene que estar, y encima pensando para mis adentros, ¡este hombre ya me la ha hecho tablas y la ha tirado al fuego!¡horror! Y otra vez vuelve, no, no y no, la tabla, el cuco, la radio…Bueno, tendré que subir. Pues sí allí estaba la dichosa estantería que en realidad no es una estantería sino una tabla de lavar. Yo creo que si hubiera podido en ese mismo instante me la hubiera hecho tablas, sí, ¡pero en la cabeza! Qué le voy a hacer si soy una ignorante de ciudad.
Os presento a mi estante-tabla de lavar.

La idea es ponerla en la habitación de la niña, a modo de…¿lo adivináis?, seguro.
Primero y lo más importante a parte de limpiarla bien, es tratarla contra la polilla. Hoy en día hay ya un motón de productos con color, incoloros, en spray. He de decir que este trabajo ya me lo habían hecho y es que tengo un suegrín ¡qué no para!
Después, ya todo de mi cosecha, un poco de lija para limar asperezas y el gesso o imprimación. Quería darle un toque un poco shabby pero acorde con la habitación de Naia por lo que usé de tono base un rosa orquídea para las zonas que quería luego lijar. Después apliqué la vela sobre el rosa, de esta forma cuando lijas sobre el color final la parte de la pintura donde se ha aplicado la vela se levanta dando ese toque a viejo tan buscado.
El siguente paso ha sido una mezcla de decoupage, estarcido y scrapp. Buscaba papeles con hadas, mariposas o similar, ya que sin haber sido consciente de ello y poco a poco se ha convertido en el motivo central del cuarto. También me decidí por el scrap para darle un poco de volumen a la estantería.
Tengo más detractores que otra cosa respecto al resultado final del trabajo, ya que sí es cierto que a perdido todo rastro del uso original que se le daba a la tabla, vosotros diréis.

Quién sabe, un día me da es siroco ese con el que a veces espanto moscas y recupera su estado original…