Entradas

Crumble de queso y cerezas

¿Algún vez se os ha acabado la inspiración para hacer una receta? Yo últimamente la tengo un poco seca pero para el dulce siempre hay un hueco. Así que este crumble de queso y cerezas es pura inspiración.

Realmente la receta original que la ví en un programa de TV era con crema pastelera y nata a montones y luego llevaba por encima una especie de crujiente parecido al del crumble. Teniendo en cuenta que me daba bastante pereza meterme con la crema pastelera.

No siempre me sale bien, a veces no engorda lo suficiente o se me pasa. Decidí darle una vuelta y ha acabado siendo la receta de hoy, crumble de queso y cerezas que nada tiene que ver con la original. Que conste que aun sigo con ella en la cabeza e igual en algún momento cae.

Para la fruta, usa lo que quieras. Yo porque las tenía en casa hay que aprovechar la temporada de cerezas, aunque este año están caritas.

crumble-de-queso-y-cerezas

INGREDIENTES

Para la masa

280 gr de harina

200 gr de mantequilla

70 gr de azúcar moreno

1 huevo

1 cdita de extracto de vainilla

1 cda de levadura en polvo

1 pizca de sal

crumble-de-queso-y-cerezas

Para el relleno

Una tarina de queso en crema de 300gr

Sal

1 huevo

1 yogur

100 de cerezas

crumble-de-queso-y-cerezas

ELABORACION

Mezclamos los ingredientes para la masa.  Los secos primero, harina, sal y azúcar. Posteriormente la mantequilla que tendremos temperatura ambiente. El huevo al final. Amasamos con la mano o con ayuda de un tenedor. Colocamos la masa resultante en un molde desmontable y vamos aplastando para crear la base. Guarda un poco de masa desmigada para poner al final.

Bate el yogur junto con el queso en crema. Añade el huevo y mezcla bien. Por último, incorpora las cerezas a las que previamente le habrás quitado la pepita. Echa la mezcla de queso sobre la base y espolvorea por encima lo que te ha sobrado de la masa.

Por último hornea a 180º durante 40 minutos o hasta que veas la tarta ya dorada. Deja enfriar sobre una rejilla antes de desmoldar.

IMAGENES Y ESTILISMO TCV

crumble-de-queso-y-cerezas crumble-de-queso-y-cerezas5 crumble-de-queso-y-cerezas crumble-de-queso-y-cerezas

 

 

Galletas fáciles de mantequilla y fresas

Hoy vamos a endulzarnos el principio de las vacaciones con algo rico. Una receta de galletas de mantequilla, fácil de hacer y que puedes complementar con cualquier ingrediente de temporada. En nuestro caso fresas, pero esta receta admite casi cualquier cosa.

Parece mentira que tengamos que “endulzarnos” las vacaciones, cuando éste se supone que es un momento dulce. Más bien el más dulce del año. Esto lo digo por varias razones. Posiblemente tú no estés de vacaciones pero alguna amiga/o ya estén disfrutando de relax. Mientras de dedican a mandar fotos horriblemente odiosas a tu grupo de WhatsApp o a colgarlas en Facebook o Instagram.

También cave la posibilidad de que tengas hijos y estos estén de vacaciones. Temidas vacaciones escolares que hacen que tengamos que hacer encaje de bolillos para poder seguir con nuestra rutina laboral. Esa maldita rutina que nos impone nuestra vida laboral y que si en la mayoría de los casos, ya es difícil conciliar durante el año, en vacaciones ni te cuento.

galletas de mantequilla

Creo que son razones de peso suficientes para darnos un respiro. Aunque sea a base de antojo culinario. Que, si además es dulce y handmade mucho mejor. Porque de esta forma controlas al cien por cien lo que comes.

Dado que tiempo es precisamente lo que no nos sobra. La receta de hoy es fácil de hacer y lo mejor aún rápida. Tanto que si te descuidas, te pasa lo que a mí y estas galletas de mantequilla acaban un poco más tostadas de lo que deberían.

GALLETAS DE MANTEQUILLA, LA RECETA

INGREDIENTES

300gr de harina
100gr de azúcar avainillado
2 yemas de huevo
100gr de mantequilla
Una pizca de sal
3 fresas maduras

galletas de mantequilla

ELABORACION

Mezclamos el azúcar con los huevos con ayuda de la batidora. Incorporamos la harina y amasamos de forma ligera. Cuando estén todos los ingredientes integrados hacemos un cilindro que envolveremos con papel film y meteremos durante una hora a la nevera. Mientras picamos las fresas, en mi caso. Prueba a usar tu fruta favorita porque esta receta admite cualquiera.

Para darle forma a las galletas cortamos el cilindro en discos finos, como de medio centímetro. Colocamos uno debajo y sobre el unos trozos de fresa y sobre éstos una tapa de masa, aplastamos y ya está.

Metemos al horno a 180º hasta que veamos que tienen un ligero color dorado.

IMAGENES Y ESTILISMO TCV

galletas de mantequilla

galletas de mantequilla galletas de mantequilla galletas de mantequilla

Napolitanas rellenas de nocilla casera, dos recetas en una

¿Ya era hora no? un poco e dulce para el cuerpo que a los más golosos os tengo un pelín abandonados. Por eso hoy traigo una, estas napolitanas de nocilla. Un placer para los sentidos, al alcance de la mayoría. Además en un tiempo récord.

Ya sabes que desde que hago la nocilla en casa. Esta se ha convertido en una merienda habitual para los peques. Hasta Bruno la come, cosa que Naia no hizo hasta que llegó a su primer cumpleaños. Ten en cuenta que la receta se basa en chocolate y avellanas. Ambos ingredientes con propiedades muy beneficiosas para el correcto desarrollo de los peques.

napolitanas-de-nocilla

Tengo que confesar que soy un poco maniática con este tema. Naia me está constantemente diciendo que porque en casa no tenemos galletas de chocolate, Oreos y cosas de esas que suelen llevar los niños de forma habitual al recreo. Procuro que lleven una dieta lo más “natural” posible. Sin llegar a ser una talibana con este tema.

Con la nocilla hemos ido mejorando con el tiempo. De hecho la receta que hago ahora tiene algunos cambios con respecto a la primera que hice y que os deje en el blog. Queda mucho con una textura mucho más cremosa que la inicial y está buenísima también. He dejado una actualización en forma de vídeo que puedes ver en cualquier momento desde mi perfil de Instagram.

Te dejo con la receta de napolitanas de nocilla y el final del post algún conejillo que espero que te sirva.

napolitanas-de-nocilla

INGREDIENTES

Una plancha de hojaldre comprado

Nocilla

Huevo batido

Birutas de chocolate

napolitanas-de-nocilla

ELABORACION

Vas a tardar 10 minutos en preparalas. El hojaldre lo comprar ya hecho, preferiblemente en rectangular. Abres la plancha la cortas en 3 partes rectangulares como ves en la imagen. Pones en cada una unas 4 cucharadas de nocilla. Cierras de forma que el extremo quede abajo para que no se abra. Pintas con el huevo batido y espolvoreas el chocolate o azúcar glas por encima.

Precalienta el horno con el aire y calor arriba y abajo, hasta los 200º o la temperatura que te indique el fabricante del hojaldre. Hornea unos 10 minutos o hasta que veas que se ha dorado. Una vez hecho deja enfriar en un rejilla para que no se queden blandas.

napolitanas-de-nocilla

Consejos

Puedes hacer cualquier tipo de relleno en vez de napolitanas de nocilla. Desde salado queso, sobrasada… hasta dulce

Si usas un molde rígido, como un baso por ejemplo. Puedes hornear sólo el hojaldre para luego rellenarlo de nata.

Usa la masa recién sacada de la nevera para que sea más manejable.

Usa hojaldre casero, pero entonces no estarías aquí, leyendo mi receta, si sabes hacer hojaldre casero estás bastante por encima de mí.

FOTOS Y ESTILISMO TCV

napolitanas-de-nocilla napolitanas-de-nocilla

 

Torrijas cremosas, como las del restaurante

Os puedo asegurar que las torrijas cremosas que os traigo hoy son lo más sin lugar a dudas. Estoy segura de que más de una vez has ido a comer fuera y de postre has pedido torrijas o tostadas que llamamos aquí y literalmente has tenido una experiencia religiosa.

A partir de hoy no vas a necesitar comerlas en un restaurante, las podrás hacer en casa sin ninguna dificultad. Todos gracias a la receta de torrijas cremosas que te traigo hoy.

Hace ya un tiempo que compartí contigo la receta de las torrijas tradicionales. La verdad que la receta de hoy es muy similar. La única diferencia son los tres secretos, o no, claves para que queden cremosas y ligeras. El pan, los ingredientes, el remate final.

receta-de-torrijas-cremosas

¿Qué pan escojo para hacer las torrijas?

Tiene que ser un pan tipo brioche. Puedes hacerlo tú en casa o comprarlo ya hecho. La marca Pasquier de venta en grandes superficies tiene uno tipo industrial que está muy bien, también puedes sustituirlo por panes de leche.

Ten en cuenta que el broche es un pan realizado con una base de mantequilla. Yo tengo pendiente hacerlo en la pacificadora pero cuando lo haga o lo cuento seguro.

Retira la mayor parte de la corteza para que la costra no quede muy dura.

El elemento estrella de la mezcla es la nata. Este ingrediente va a dar el punto para que tus torrijas queden cremosas.

receta-de-torrijas-cremosas

Y por último el truco final es en vez de rebozarlas, hacerlas a la plancha. Así que si estas listo para ponerte a trabajar en tu cocina, sigue leyendo.

INGREDIENTES:

Pan de tostadas

1,5 de leche entera

500, ml de nata

10 cucharadas soperas de azúcar

Una pizca de sal

La corteza de un limón

La corteza de una naranja

2 ramas de canela

Mantequilla y azúcar para freír

receta-de-torrijas-cremosas

ELABORACION:

Cocemos todos los ingredientes hasta que hiervan y dejamos que infusione unos trece minutos. Esto es dejar cocinar durante ese tiempo a fuego bajo. El azúcar mejor al final.

Mientras, cocinas la leche cortamos los panes en trozos de unos 4 cm. Deja templar la leche y remoja el pan. Tienes que tenerlo a remojo unas horas.

Ahora viene el truco final. Lo normal es pasar el pan por huevo y freír, aquí es donde esta receta marca la diferencia. En una sartén anti adherente pon mantequilla y cuando se haya derretido espolvorea azúcar. Haz la torrija a fuego alto, sellando bien la misma por cada lado. El resultado es mucho más ligero que la típica tostada y os va a encantar.

IMAGENES Y ESTILISMO TCV

receta-de-torrijas-cremosas receta-de-torrijas-cremosas

Tiramisú, receta fácil

Tiramisú, receta fácil
La verdad que es un titular in poco tonto para una receta de tiramisú. No es que traiga una receta especialmente fácil de tiramisú, realmente este postre en sí es muy sencillo de realizar, de igual la preparación que uses.
He pensado que es la receta ideal para traeros en unas semanas tan duras como son las del mes de septiembre. La vuelta al cole de la que os hablaba la semana pasada. El final de las vacaciones, particularmente duro, septiembre es, en general, desde mi punto de vista, más difícil aún que la llamada cuesta de enero.
Tiramisú, receta fácil
Así que una buena forma de alegrar nuestros días es, permitiéndonos algún antojo, que sobretodo, nos llene el alma y no nos suponga en esfuerzo económico, bastante tenemos ya con la cuesta de septiembre.
El tiramisú tiene, entre los más golosos, detractores y muchos fans. De hecho en mi casa, hay de todo. Lo que sí que es un acierto seguro, es el relleno. Si no te va mucho el tema del café tienes que probar a hacer un postre de cuchara, como una especie de crema o algo así, solamente con el relleno.
INGREDIENTES:
500 gr de mascarpone
100 gr de azúcar
2 claras
4 yemas
24 bizcochos
100ml de café
Cacao en polvo
Café en polvo
Una pizca de sal
Tiramisú, receta fácil
ELABORACIÓN:
Lo primero que haremos será emborrachar los bizcochos con el café. Esto un poco al gusto. Personalmente a mí no me gustan muy empapadas este tipo de preparaciones, así que me los he ido pincelando un poco con el líquido.
Colocamos una primera capa de bizcocho en una fuente rectangular y empapamos al gusto con el café.
Por otro lado batimos las yemas junto con el azúcar y la sal hasta que espumen un poco. Incorporamos el queso mascarpone y mezclamos con ayuda de la batidora, a velocidad media.
Montamos las claras a punto de nieve. Para esto tuve ayuda, con la batidora de una sola velocidad no motón, así que lo hicimos a la antigua usanza, a mano. Y digo lo hicimos porque me ayudó las motón mi suegra.
Tiramisú, receta fácil
Mezclamos con el resto con movimientos envolventes. Cuando usamos claras a punto de nieve este gesto es importante ya que si las batimos el conjunto pierde la esponjosidad que le aportan las claras.
Ponemos una capa de crema sobre los bizcochos y después espolvoreamos con el cacao y el café. Ponemos otra capa y repetimos la operación.
Mete el tiramisú por lo menos 3 horas de nevera pero si lo haces de un día para otro mejor.

FOTOS Y ESTILISMO TCV
Tiramisú, receta fácil Tiramisú, receta fácil Tiramisú, receta fácil Tiramisú, receta fácil

Tarta helada de nata y galletas

Tarta helada de nata y galletas

Qué levante la mano el que quiera algo dulce para esta semana ¿os parece bien una tarta helada? Ya veo que estáis todos de acuerdo y encima, si es fácil de hacer, mejor.

No sé vosotros pero yo no tengo mucho tiempo ahora para andar metida en la cocina. Resulta que, yo por lo menos, me paso el año pensando en cuándo llegarán en estos meses del año y cuando ya están aquí, son un estrés.

Se podría escribir un libro sobre cómo superar las vacaciones de los niños y no morir en el intento.

Soy de esas personas que algunos llaman “afortunadas” que trabaja desde casa. Os diré que es muy difícil crear tu espacio de trabajo en casa.

Si hay niños por medio es imposible, crear tu hueco. Intentar trabajar mientras ellos duermen peor aún. Sólo consigues perder sueño si lo haces por la noche y si te decides a madrugar seguramente acabes disfrutando de la compañía de tus hijos desde las 7 de la mañana. Lo cual acaba con la paciencia de cualquiera.

Tarta helada de nata y galletas

Así si os digo por experiencia que dedicarle además tiempo a cocinar resulta muy difícil. Es por eso que la tarta de hoy, os aseguro que es muy muy sencilla y rápida de hacer.

Si no te gusta la nata y el chocolate no hace falta que sigas leyendo, o sí. La verdad es que está receta admite casi de todo. Por lo que puedes probar alguna combinación que se adapte más a tus gustos.

Claro está que si tampoco te gusta la galleta decididamente mejor te pasa a alguna de nuestras ensaladas.

Tarta helada de nata y galletas

INGREDIENTES:

300 ml de nata para montar
Azúcar, al gusto para endulzar la nata
Un paquete de galletas María
1/2 vaso de leche

Para la cobertura

125 gr de chocolate de cobertura
100 ml de nata para montar
Una nuez de mantequilla
Para decorar una galleta triturada tipo digestive

Tarta helada de nata y galletas

ELABORACIÓN

Montamos la nata con ayuda de la batidora y dejamos que enfríe bien en la nevera. Para montar la tarta yo me arreglo mejor con un molde.

La galleta hay que mojarla un poco en leche. Vuelta y vuelta lo justo para que coja algo de leche sin llegar a empapar ya que en este caso quedan demasiado blandas y no se pueden manejar.

LLenamos el molde con la nata y colocamos las galletas dejando un poco de nata entre galleta y galleta. Así hasta completarlo.

Ponemos unas horas al congelador.

Tarta helada de nata y galletas
Tarta helada de nata y galletas
Tarta helada de nata y galletas

La cobertura la podemos hacer al baño maría, yo, por comodidad uso el microondas. Pongo el chocolate en trozos en un bol y lo meto a calentar. De vez en cuando lo paro y le doy vueltas. Una vez que veamos que el chocolate empieza a licuarse, ya lo tenemos. Lo sacamos y ponemos la mantequilla que le aportará brillo a la cobertura.

Mientras, hervimos la nata que luego incorporaremos al resto de chocolate.

Es importante dejar enfriar un poco el chocolate para que al ponerlo sobre la tarta helada, ésta no se descongele.

Para decorar la tarta he usado galletas Digestive trituradas, además de darle un toque te ayuda a cubrir las imperfecciones de la cobertura. En la original ha usado almendras picadas, así que lo que más te guste.

IMÁGENES Y ESTILISMO TCV
Tarta helada de nata y galletasTarta helada de nata y galletasTarta helada de nata y galletas

Gachas dulces con nueces y almendras

Gachas dulces, la receta
Esta semana cambiamos la decoración por una receta dulce. Las gachas es un postre muy fácil de preparar que podemos acompañar con muchos ingredientes.
Siempre me ha llamado mucho la curiosidad sobre a qué sabe este plato típico de algunas regiones de España y que aunque ahora no es muy consumido, en otra época sí lo fue.
Siempre he sido muy devoradora de libros y aunque he de confesar que ahora apenas leo, intento buscar ratos para seguir haciéndolo.
Entre mis lecturas favoritas se encuentra la novela histórica y la épica fantástica. Si hay un plato que sale de forma habitual en este tipo de libros, ese, son las gachas. ¿Quién no se ha imaginado alguna vez a la Comunidad del anillo haciendo noche alrededor de la hoguera junto sus espadas y un plato de gachas en las manos?
Gachas dulces, la receta
Las gachas es una preparación de origen humilde. Su base, los granos de avena cocidos con agua o leche.
La receta que os traigo hoy es un plato muchos más elaborado y rico en ingredientes. Una interpretación que me he sacado de la manga y que he querido elaborar en su versión más dulce.
Ahora viene contaros mi descubrimiento. Si os fijáis en las fotos podéis ver la canela que he usado para el postre. Con una apariencia diferente a la habitual.
Gachas dulces, la receta
Suelo comprarla en una frutería cuyos dueños son de origen árabe y tienen un montón de frutos secos y especias. He de deciros que la diferencia es enorme. Su aroma y sabor son increíbles comparados con lo que suele haber en los supermercados habituales.

INGREDIENTES

1 L de leche
6 cucharadas de harina
4 cucharadas de aceite
6 cucharadas de azúcar
una pizca de sal
un chorrito de Cointreau
cáscara de limón
cáscara de naranja
rama de canela
50 gr de nueces
50 gr de almendra

ELABORACIÓN

La preparación es muy sencilla. La idea es hacer como una especie de bechamel dulce. Para ello ponemos por un lado a infusionar la leche con la canela y la cáscara de naranja y de limón. Una vez que la leche hierva lo dejamos unos 13 minutos, no es necesario que cueza.

Gachas dulces, la receta
Gachas dulces, la receta
Tostamos la harina a fuego bajo para que no se queme. Echamos el aceite y removemos. Hacemos lo mismo con el licor. En este punto tendremos una masa grumosa.
Ponemos la leche poco a poco y sin parar de remover para que quede bien integrada. Seguimos removiendo unos 15 minutos.
Por último incorporamos las nueces y las almendras.
FOTOGRAFIA Y ESTILISMO TCV
Gachas dulces, la recetaGachas dulces, la recetaGachas dulces, la receta

Pastel fácil con cobertura de mora

Pastel fácil con cobertura de mora
Ya vamos apurando los
días y empieza la cuenta atrás para las vacaciones. Eso no quita para que
sigamos siendo unas cocinillas.
Hoy quiero compartir con
vosotros una receta muy fácil. Este pastel estoy segura de que va a sacaros
de más de un apuro
.
Con invitados en casa o
porque tenéis una imperiosa necesidad de comer dulce. Es muy sencillo y rápido
de hacer.
Pastel fácil con cobertura de mora
Por los ingredientes, no
os preocupéis que son los típicos que siempre se tienen por casa.
Esta, es la historia de
un pastel que no lo quiso ser pero que al final se convirtió en un postre.
Hace ya unos meses que
colaboro con mis recetas en el blog de Delikatissen y esta receta, digamos que
es parte del resultado de otra que veréis por el blog.
Cuando las cosas no
salen como una se lo espera hay que tener recursos. Así que parte de la receta,
se ha transformado en lo que veis
Pastel fácil con cobertura de mora

INGREDIENTES

500 ml de leche
125 gr de azúcar
125gr de harina
3 huevos
75 gr de mantequilla

PARA EL GLASEADO

200 gr de queso de untar
3 cucharadas de
mermelada de mora
3 cucharadas de leche
Pastel fácil con cobertura de mora

 ELAVORACION

Tenemos que tener la mantequilla blanda, a temperatura
ambiente, en pomada se suele decir. Así que lo mejor es que la saques con unas
horas de antelación. Yo soy muy despistada así que suelo ayudarme con un golpe
de calor en el microondas.
Mezclamos la mantequilla
con el azúcar y batimos durante unos tres minutos. Hasta que el conjunto
blanquee y nos quede cremoso.
Después añadimos los
huevos. Uno a uno y batiendo después de cada adición.
Incorporamos la harina.
Poco a poco para que quede bien integrada. Por último añadimos la leche y
volvemos a mezclar.
Nos va a quedar una masa
bastante líquida, un poco grumosa y con algo de espuma. Esto hace que el pastel
quede de más cuajado en el fondo y con una capa superior más esponjosa.
Pastel fácil con cobertura de mora
Para hornearlo
precalentamos a 180º y con el ventilador lo tenemos alrededor de 20 minutos. Una
prueba para saber si está hecho es pinchándolo con una varilla. Si esta sale
seca ya está hecho.
Dejamos enfriar en el
molde. Mientras hacemos la cobertura y para ello seguimos echándole ingenio.
Quería hacer una glasa
con azúcar glas pero no tenía. Tampoco nata para montar. Por lo que seguí
escudriñando la nevera hasta que encontré el típico queso de untar.
Mezclas los ingredientes
y bates bien. En mis recetas siempre uso mermelada de mora porque la tenemos
casera. En tu caso, sustitúyela por la que tengas.
Vamos a obtener una
crema ligera que usaremos para adornar el pastel. Más fácil imposible.
FOTOGRAFIA TCV
Pastel fácil con cobertura de moraPastel fácil con cobertura de moraPastel fácil con cobertura de mora

Arroz con leche, la receta que necesitabas

Arroz con leche, la receta que necesitabas
Para la
receta
de esta semana vamos con un clásico de siempre, arroz con leche. Una receta que muchos dicen saber hacer pero a la
vista de lo que veo y saboreo por ahí, he de decir que todo siempre se puede
mejorar y que algunos que dicen hacer un arroz
con leche exquisito
, pues no lo es tanto y si, lo digo sin tan siquiera
haberlo probado.
Este tipo de postre a primera vista parece
no tener ningún misterio, cueces el arroz con la leche y sus aromas y ya está
hecho. La cocina requiere su tiempo y
paciencia
. La receta de hoy no va a ser menos.
Tengo clarísimo que los reyes del arroz
con leche están en Asturias, os puedo asegurar que vayas donde vayas, aunque
sea un sencillo menú del día este postre
no te va a decepcionar por su cremosidad y sabor. Como, he estado viviendo allí
unos años una de las cosas que nos hemos traído de vuelta a nuestra tierra, yo
no, mi ama, es la receta. He de puntualizar que quizás os llevéis las manos a
la cabeza con el tema de los tiempos pero mi ama para esas cosas es muy
cuadriculada, yo, la verdad y ahora que ella no me escucha, confesaré que lo
tengo un poco menos de lo que ella me dice y es que ¡el tiempo es oro!
Realmente es ese factor el importante, el tiempo de cocción.
Arroz con leche, la receta que necesitabas
Cuando veo por ahí
alguna receta de esas que te dice 30 minutos cociendo, me hace verdadero daño a
la vista y a mi diccionario gastronómico, que por ciento no es muy amplio,
también. Si lo tienes cociendo media hora no dudo que tu arroz vaya a estar
rico pero todo se puede mejorar. Si un
arroz en su punto lo cueces unos 15 minutos
¿cómo va a estar este postre
bien hecho en 30?
Otra de las polémicas con el arroz con leche es el tema de la
canela, que tiene bastantes detractores cuyo sabor incomoda, cada uno las
recetas, las hace como más le gusta, eso lo tengo claro, pero si no usas canela
no llames a tu plato arroz con leche,
porque no lo es, será arroz dulce, postre de arroz….pero no arroz con leche.
Es como hacer una tortilla de patata, sin patata. Y dicho esto vamos con la
receta que en si es muy fácil.
Arroz con leche, la receta que necesitabas
INGREDIENTES:
1 cazo de arroz
2l de leche
1 rama de canela
Corteza de limón
8 cucharadas de azúcar
Una pizca de sal
Arroz con leche, la receta que necesitabas
Voy a hacer un inciso antes de empezar.
Los asturianos usan anís, este ingrediente no es primordial y yo no lo uso.
Ponemos a infusionar la leche con la
canela y la corteza del limón, procura que ésta no tenga parte de lo blanco ya
que entonces amargará. Una vez que comienza a hervir bajamos el fuego al
mínimo, de un 11 yo lo pongo al 3 e incorporamos el arroz. Ahora viene la parte
dura, dos horas de cocción mientras remueves para que el arroz vaya soltando
todo su almidón y de esta forma quede cremoso, no, lo siguiente. Yo no lo tengo
2 horas, más bien 1.30 y a veces lo abandono a su suerte y me voy a hacer
alguna cosilla, eso tú eliges. Unos 10 minutos antes de retirarlo añades el
azúcar y la sal.
Los asturianos también ponen nata al
final, opcional. Como presentación puedes optar por espolvorear canela por
encima o si no os va mucho la canela como le pasa a uno que yo me sé en casa,
lo que hago es requemar un poco de azúcar
por encima.
IMÁGENES TCV
Arroz con leche, la receta que necesitabasArroz con leche, la receta que necesitabasArroz con leche, la receta que necesitabas

Goxua, receta

Goxua, receta
Un día más volvemos con la receta de la semana, hoy vamos con un postre típico vasco, el Goxua muy sencillo de realizar y para
chuparse los dedos además.
Posiblemente la mayoría de vosotros no halláis oído hablar nunca de este postre -por eso en el título he
puntualizado con la palabra receta
pero sé a ciencia cierta que lo vais a repetir. Para poneros un poco en antecedentes
os voy a contar un la historia de este típico dulce vasco. Su origen, hacia los
años 70, no está claro ya que en principio se atribuye a un pastelero de
Gazteiz, otro pastelero de Miranda de Ebro (Burgos, muy cerquita de la capital
alavesa).
Digamos que recuerda un poco a la
crema catalana
, pero para mi gusto mucho más rica claro ésta. Se puede servir en cazuelitas de barro como la
cuajada o en un bol como si fuese un pastel. Yo como en esto de la presentaciónen la mesa soy bastante kitsch me he decantado por presentarlo en tazas chulasde diferentes tamaños y modelos, y para que veáis un poco como queda e añadido
un vaso transparente. La realización es muy sencilla usaremos una base de nata montada, bizcocho genovés
y crema pastelera
Goxua, receta
INGREDIENTES:
  • Para la
    crema:
400 ml de leche
2 huevos
40 gr de maicena
80 gr de azúcar
Canela en rama y piel de naranja y/o de limón (sin
parte blanca, amarga) y un trozo de vainilla.
  • Para el
    bizcocho
70 gr de harina de repostería
5 gr de maicena
70 gr de azúcar
3 huevos
  • 200 gr
    de nata montada
Primero
hacemos el bizcocho, es fácil,
espuma bien los huevos con el azúcar y después vas añadiendo poco a poco la
harina. Pon en una fuente de horno papel de horno, queremos que nos quede una
plancha de bizcocho. Hornea durante 10 minutos a 180º. Cuando esté frío ayúdate
con una de las tazas y ve cortando círculos de la misma medida.
Goxua, receta
Para la crema por un lado la mitad de la
leche a infusionar con la canela y las peladuras como hacemos con las tostadas.
La vainilla es opcional pero si la echas una vez cocido todo rasca el interior
de la vaina por dentro e incorpóralo a la leche. Los restos de la vainilla no
los tires y una vez seco añadelos al tarro de azucar para darle aroma.
Por
otro lado mezclamos los huevos, el azúcar y la maicena junto con la leche fría
y removemos bien para que se disuelva todo.
Cuando
esté todo añadimos a la leche infusionada y removemos bien a fuego medio hasta
que engorde. Reservamos, yo lo he puesto en una manga pastelera ya que luego es
mucho más facil para montar el postre.
 Goxua, receta
Ya sólo
queda montar todo. Primero la nata, el
bizcocho y por último la crema
. Hay alguna versión en la que se emborracha
el bizcocho con caramelo, a mí no me gustan los bizcochos borrachos y además
teniendo en cuenta que la crema pastelera también le aporta humedad, no lo he
hecho. Otra opción es caramelizar la parte de arriba con azúcar requemado como
a nosotros tampoco nos gusta no lo he hecho.
FOTOGRAFIA
TCV
Goxua, receta
Goxua, receta
Goxua, receta